Detección y primeros signos

Algunos signos de alerta del TEA son:

  • Habilidades de Comunicación:

No responde por su nombre. 

No señala para pedir o indicar algo.

No suele mirar a los ojos cuando habla.

En ocasiones parece ausente y/o absorto en sus pensamientos.

  • Habilidades sociales y control emocional:

No disfruta normalmente del contacto social.

Le cuesta identificar sus sentimientos y tiene reacciones desproporcionadas.

Tiene más rabietas de lo normal para su edad cuando no consigue algo.

  • Habilidades de comprensión:

Le es difícil entender cómo debe portarse en una situación social determinada.

No comprende por qué se le riñe, se le critica o se le castiga.

  • Intereses específicos:

Repite compulsivamente ciertas acciones o pensamientos. Eso le da seguridad.

Dedica la mayor parte de su tiempo libre en pensar o escribir sobre un tema.